Buscar
  • Sandra Martinez V.

10 tips para ayudarte a mejorar tu autoestima


Estamos iniciando el año y es una fecha maravillosa para conectarnos con nuestro propósito, con esos sueños o metas que queremos cumplir este año sí o sí, pero por otro lado te sientes frustrada porque no sabes cómo comenzar y muchas veces te falta la confianza en ti misma y en tus capacidades bella.


En estos días muchas mujeres me han escrito me preguntan Sandra: ¿Cómo puedo aumentar mi autoestima?, varias me dicen: “Me he comprado muchos libros de autoayuda, me veo todos los videos, escucho todos los audios que envías y aún no consigo sentirme mejor conmigo misma”. Y a todas les respondo lo mismo: trabajar en aumentar o fortalecer tu autoestima no es algo de un día para otro, es un proceso, pero es algo cotidiano y con esto me refiero a, que trabajar en ser tu mejor versión no es solo los lunes, o solo una vez a la semana. No existe ninguna poción mágica, pero dentro de lo que más me ha ayudado en estos años y a mis clientas, es comenzar por la “auto observación”, es decir comenzar a ser consciente de ese diálogo interno que tengo a diario, ser consciente de esos pensamientos que tienes al despertar en la mañana y entender que nadie aprende a caminar de un día para otro, ni un árbol fue árbol enseguida, antes debe pasar un proceso, el árbol antes de ser árbol fue semilla y tuvo que esperar para ser un bello árbol.


Como te decía, no hay una pócima mágica, pero sí hay estrategias y consejos basados en la evidencia científica y aquí los comparto contigo bella.





1) Deja de maltratarte emocionalmente


El objetivo en esta vida es ser feliz bella, o por lo menos para el 99% de la población. Eres perfecta así tal cual eres. No esa perfección que nos han enseñado en la televisión y la sociedad. Tienes que ser realista tanto con tus virtudes como con tus defectos. Y para lograrlo debes aceptar las cosas que no haces tan bien y aprender de ello. Y por supuesto, centrarte en las cosas que sí haces bien.


Comienza observándote durante 1 semana, pon tu esfuerzo en ser conscientes de todo lo que piensas y en todo lo bueno que tienes (las cosas materiales, los afectos, los tiempos, etc), de lo buena que eres (y no me refiero a que seas la virgen maría, si no a las cosas buenas que sabes hacer, tus habilidades, eso que se te da fácil). Anótalos en un cuaderno al finalizar el día y luego pregúntate ¿Por qué seguir pensando que soy un desastre? ¿A dónde me ha llevado este tipo de razonamiento?


2) Pensamiento positivo


Darte cuenta de que tienes cosas positivas en tu vida, te acerca más a esa vida que tú quieres. Por lo tanto, si valoras positivamente tu día a día, es más fácil cambiar tus pensamientos de negativos a positivos. Un buen ejercicio para esto es que cada vez que te pilles teniendo un pensamiento negativo, lo escribas en un papel e inmediatamente al lado, escribas dos pensamientos positivos para contrarrestarlo.


3) Ponte metas realistas


Comienza con algo que quieras lograr, que sea realista, pero que al mismo tiempo te de cosquillas en la guata. El sábado recién pasado en el taller “Soy merecedora” les comentaba a las chicas que una muy buena estrategia para cumplir tus metas es: Tu gran meta subdividirla en metas más pequeñas. Eso le baja al cerebro el estrés por el cambio, recuerda que el cerebro solo está para protegerte y si ve que vas muy rápido, tratará de pararte como sea, porque solo te quiere en tu zona de confort. Para que puedas cumplirlas, puedes usar las metas SMART.



4) No te compares


Si me sigues, sabrás que siempre digo que no hay una sola persona igual a otra. Y esa es la gracia y ese es tu potencial, sacar todo eso que te hace única. Céntrate en ti, en tu vida, en tus sueños, en tus metas, en tus cambios, en lo que a ti te hace reír, en lo que a ti te hace feliz, en lo que a ti te hace salir de la cama todos los días y no te compares con la mujer que está a tu lado, ni con tu jefa, ni con tu mamá, ni con tu hermana, ni con tu mejor amiga, ni con ninguna otra mujer que no sea contigo misma bella. La envidia y el querer la vida de otros solo nos trae sentimientos de frustración. Así es que desde hoy…¡Chao comparación!


5) Acéptate y Perdónate


Ya sé, de seguro estás pensado “cómo si fuera tan fácil perdonarse y aceptarse”. Te entiendo tan bien, de hecho, muchas veces ni siquiera sabemos qué tenemos que perdonarnos. Pero un lindo ejercicio que utilizo mucho con mis clientas es “EscribeTE una carta, en la que describas todo aquello que no te gusta de ti, y todo aquello de lo que te sientes culpable. No te dejes nada. Léela con atención, pero sin maltratarte y valora lo que puedes mejorar. Despídete de esa carta, quémala o y rómpela en mil pedazos”. A partir de ese momento empieza de cero, con todo lo que has aprendido, pero deja atrás la culpa. Todos los días tienes la posibilidad de comenzar de cero bella.


6) Utiliza el humor en tus auto críticas


La autocrítica es maravillosa, siempre y cuando todo lo que te digas sea desde “el amor” y que te sirva para mejorar y no para estancarte. Cuando sientas que vienen esas palabras que solo te insultan a ti misma, no pasa nada. Déjalas pasar y trata de centrarte en otra cosa. Pero si persisten, puedes utilizar el humor como una buena estrategia para hablar contigo misma.


7) Trátate con cariño y con respeto


Si aún no lo sabes TÚ, sí la que está leyendo estas palabras: eres la mujer más importante en tu vida. Eres lo mejor que te ha pasado, así es que demuéstratelo desde ahora ya bella. Un buen ejercicio para este punto es mirarte al espejo a diario y decirte “qué lindos amanecieron mis ojos hoy”, o “que piel más suave tengo”, o “wow mi pelo brilla más que nunca”, o “hoy sonreiré más porque me lo merezco”, o solamente di mirándote al espejo y a los ojos “me amo y me acepto tal y cual soy”. Haz de este ejercicio un hábito y verás grandes cambios en tu autoestima bella.


8) Regálate tiempo de calidad para ti


Comienza este año haciendo actividades que te hagan feliz. Es la mejor forma de encontrarse con una misma y de aumentar tu autoestima. Ponerte a ti como prioridad es lo mejor del mundo. Si no sabes qué cosas te gustan, puedes tomar un lápiz y un papel y darte 10 minutos para recordar qué cosas te hacían reír cuando eras chica o adolescente. Y mira si has ido cumpliendo esas cosas ahora que eres grande.


9) Deja el pasado en el pasado


Deja de vivir en “es que debería haberlo hecho de otra forma”, “nunca voy a encontrar a un hombre como él”, “guardaré este pantalón hasta que vuelva a mi talla de hace 10 años atrás”, etc. Las mujeres somos seres mandados hacer para vivir arrastrando mochilas llenas de peso: el pasado, lo que no resultó, trabajos que no te satisfacen, relaciones que no les aportan nada, hábitos que no te gustan, etc. Suelta todo tu pasado. Un buen ejercicio es “te doy las gracias pasado por todo lo que me enseñaste, pero ya estoy lista para vivir mi vida plenamente y como yo decida”. Luego dices gracias tres veces y sueltas. Repite cuantas veces sea necesario.


10) Agradece a diario


Agradecer es una de las palabras mágicas que te lleva a la acción posibilitadora, como digo yo, para tener esa vida que tanto quieres bella. El año que acaba de terminar fue un gran reto para mí. Si bien siempre he agradecido, me propuse hacerlo casi todo el día, por cada cosa buena que me pasara, por cada cosa mala que me pasara, decía “gracias” porque dentro de todo lo que estudié y aprendí el 2019 fue que el agradecimiento crea abundancia en tu vida bella, y la queja crea pobreza.


Ya sea en las mañanas o en las noches (o ambas, o durante todo el día) agradece las cosas buenas que te ha traído el día, los retos superados, los errores cometidos, sí porque de éstos es de donde más aprendemos bella. Agradece el tener un día más para vivir como tú quieres vivir, agradece tu cama, la ducha que te das, el agua que tomas, los ojos que te permiten leer estas palabras, la pareja que tienes, los hijos que tienes, el no tener hijos, tu olfato que te permite disfrutar de esos olores que tanto amas y alejarte de los que no te son agradables. Agradece todo y más de lo que te hace feliz, llegará a tu vida.



Esta es mi parte en este blog, ahora tú intenta, durante 30 días, poner en práctica estos tips para mejorar tu autoestima.


Ya verás que cuando finalice el mes te sentirás mejor y muchos de los síntomas que sentías desaparecen. Y recuerda, hay una única persona capaz de cambiar tu vida, y esa persona ¡Eres tú!


Gracias por leerme y ser parte de esta tribu.


Con amor,


Sandra Martínez V.

Coach en Autoestima y empoderamiento femenino

114 vistas
  • Instagram - Negro Círculo
  • Facebook - Círculo Negro
  • logo-whatsapp

© 2018 por Coaching para Mujeres, Creado por BM Diseño & Publicidad con Wix.com

Santiago, Chile